El consumo de contenidos ilícitos en España ha disminuido en el último año un 3 por ciento, y 12% acumulado

La Coalición de Creadores e Industrias de Contenidos ha presentado el Observatorio de Piratería y Hábitos de Consumo de Contenidos Digitales que recoge los datos relativos al ejercicio pasado (2018). Elaborado por la consultora independiente GFK, el Observatorio valora el impacto económico del masivo acceso ilegal a contenidos culturales: música,videojuegos, películas, libros, series, retransmisiones de fútbol, y por primera vez, el acceso en formato digital a prensa y partituras de música.

El estudio revela la repercusión en las industrias culturales, en el empleo o el erario público, así como los principales canales de acceso y sus fuentes de financiación son algunos de los puntos que analiza el estudio que este año recoge por vez primera, el impacto de la piratería en los medios de comunicación.

Han participado los presidentes de las industrias culturales que integran la Coalición de Creadores  junto a  Adriana Moscoso, (Directora General de Industrias Culturales y Cooperación)  y   Carlota Navarrete (directora de la Coalición) e Iñigo Palao (director de GFK)   quien  presentó el estudio.

 

 

El consumo de contenidos ilícitos en España ha disminuido en el último año un 3 por ciento, y 12% acumulado desde 2015. El perjuicio para las industrias de la música, el cine, los videojuegos, los libros, las series, el fútbol, la prensa y las partituras ha sido de 2.188 millones de euros según el informe 2018 del Observatorio de la Piratería y los Hábitos de Consumo de Contenidos Digitales, presentado este viernes en Madrid.

 

Se consuma la tendencia general sostenida a la reducción del consumo de contenidos ilícitos, en gran mayoría en formato digital. Para Adriana Moscoso, Directora General de Industrias Culturales, “la lucha contra la piratería es una prioridad del ministerio que se ha traducido en reformas concretas”, en referencia a la de la Ley de Propiedad Intelectual que entró en vigor el 3 de marzo. Moscoso añadió que “cuando hay piratería hay destrucción de puestos de trabajo y se afecta el desarrollo general del ecosistema de la industria”.

 

El informe estima que las arcas públicas dejaron de recaudar 638 millones de euros en 2018 por causa de la piratería y que se dejaron de crear 131.262 puestos de trabajo directos.  Adriana Moscoso, (Directora General de Industrias Culturales y Cooperación)

Sin Comentarios

Comentarios cerrados

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies