Mono Madrid crea «Al que le guste cocinar que cocine¨ con Just Eat

«Al que le guste cocinar que cocine», señala la primera campaña de la agencia Mono Madrid. La campaña cuenta con cobertura nacional en las principales ciudades, radio, mupis, autobuses, pantallas digitales y redes sociales.

 

Bajo el provocador mensaje “Al que le guste cocinar, que cocine”, nace la primera campaña de MONO Madrid para la famosa marca de comida a domicilio, Just Eat, invitando al gran público a “marinar, rebozar, cocer, pelar, cortar, freír, etcsi eso es lo que le gusta”, sabiendo que hay mucha gente a la que igual no, pero que siempre tienen la opción de pedir Just Eat, porque “Los que no aman la cocina también tienen derecho a comer bien”. A partir de ese insight, nace la campaña.

 

 

La relación se estrena con el lanzamiento de una primera pieza audiovisual transversal titulada ¨DECENTES¨, en la que la marca pide con cierta ironía que nos arreglemos mínimamente al abrir la puerta a sus repartidores. Un tema que viene de antes del confinamiento y demuestra que los consumidores llevan ya tiempo confiando en Just Eat.

 

“Con este brief, Just Eat buscaba generar notoriedad y nosotros lo vimos como una gran oportunidad de establecer un tono de marca que conectará de forma más emocional con el target local. Además, bajo este concepto creativo, conseguimos dotarle a la marca de un punto de vista único y diferencial respecto a la competencia que se limita a comunicar la entrega de comida a domicilio de forma rápida y su amplia oferta gastronómica. Eso en Just Eat lo damos por hecho”, explica Jorge Fesser, Managing Director de MONO. 

 

“Con DECENTES tratamos de acercar la marca a la gente, de crear una conexión emocional con los consumidores, más allá de la utilidad del propio servicio que ofrece Just Eat o de lo racional de una oferta puntual”, señalan Bitan Franco, Chief Creative Officer de MONO.

 

 

 

 

 

 

Sito Morillo, CCO de MONO afirma que, “cocinar está de moda. Es así. Es una tendencia. Hay gente que dice que le relaja, que la comida le sabe mejor, que se siente realizada. Y nos parece genial. Pero también es verdad que hay mucha gente a la que no le apasiona cocinar, que no se le da bien, que le da pereza o que simplemente algunos días solo quiere tumbarse en el sofá. A estos últimos también hay que tenerlos en cuenta. Igual que los que cocinen merecen nuestros respetos, los que no, también tienen derecho a ser escuchados. Para ellos, Just Eat es perfecto”, dice.

 

 

 

Sin Comentarios

Comentarios cerrados

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN

Regístrate para recibir las últimas novedades del Programa de La Publicidad en tu email